Diakonia - gente que cambia el mundo
Model.Layout.BloggImageAltText
Mujeres que hacen parte del programa.

Después de la violencia

La ciudad de El Alto es la segunda con mayor población en Bolivia, pero desafortunadamente es también la segunda con los más altos índices de violencia contra las mujeres. 

15/01/2016 Editor: Victoria Gillberg

Los Servicios Legales Integrales Municipales (SLIMs) de esta ciudad registraron en los primeros tres meses de 2015 un total de 2.524 casos de violencia hacia la mujer en diferentes tipologías y sólo el 0.41% de los casos denunciados atendidos por ellos se resuelven mediante sentencia judicial. 

"Casi todas las señoras han vivido expuestas a la violencia, inclusive violencia física y esto les hace pensar que siempre tiene que ser así.", dice chef Heldwing Parra, docente del curso de especialización.

El Centro de Educación y Comunicación para Comunidades y Pueblos Indígenas (CECOPI), con el apoyo de Diakonia, se trabaja el programa de recuperación de mujeres que sufrieron violencia, el cual se compone de terapia psicológica para las víctimas en coordinación con la Defensoría del Pueblo de la ciudad de El Alto y los SLIMs, la capacitación en derechos humanos y derechos de las mujeres y capacitación vocacional mediante el curso de Especialización en Repostería. Este último componente del programa está también orientado a la autonomía económica de las mujeres, de modo que a través de un nuevo oficio y mejores herramientas, las mujeres puedan trabajar por su cuenta y generar ingresos sin retornar al ambiente de convivencia con el agresor.

"En el programa el principio fundamental es que se debe recuperar primero al ser humano, para que el talento de ese ser humano se proyecte y se manifieste de diferentes formas, como lo han hecho estas señoras que hoy día quieren mostrarles su talento pero más aún quieren mostrarles esperanza.”, termina chef Heldwing Parra.